Pablo Moyano prometió resistencia a «políticas flexibilizadoras» aunque «nos caguen a palos”

El dirigente cegetista afirmó que la central está “en alerta” a menos de una semana de la asunción del nuevo presidente.

El secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT) y titular del Sindicato de CamionerosPablo Moyano, analizó el presente político de cara a la asunción del presidente electo, Javier Milei, el próximo domingo. Aseguró que el movimiento obrero saldrá a la calle a defender los derechos de los trabajadores.

En diálogo con Página 12, el dirigente sindical sostuvo que no le sorprende el armado del gobierno de Milei y “mucho menos las advertencias de ajuste, reforma del Estado y privatizaciones”. “Lo había dicho en la campaña, pero hay que esperar a que asuma. Quiero ver cuáles son sus primeros movimientos”, señaló.

De avanzar con el paquete de leyes que promete tratar en sesiones extraordinarias en el Congreso Nacional, el sindicalista afirmó que “no vamos a dar un paso atrás porque nadie cede los derechos que consiguió con mucho esfuerzo”. “No podemos ceder los convenios colectivos de trabajo, ni las las indemnizaciones y tampoco las paritarias”, expresó.

Según confirmó Moyano, en la última reunión de la mesa de conducción de la CGT se afirmó que “no daremos un paso atrás” y que “estamos en estado de alerta, comprometidos con la defensa de los derechos de los trabajadores”. Además, observando con preocupación las advertencias a los compañeros de la industria y la construcción: “Sabemos que se vienen políticas flexibilizadoras y las vamos a resistir a pesar de que nos caguen a palos”.

En ese sentido, el dirigente camionero diferenció la postura “dialoguista” de la CGT con Macri en 2015 de lo que se vendrá con el libertario: “Ahora es más duro lo que se viene”. “Se podrán hacer reuniones institucionales con el nuevo gobierno, pero eso no quiere decir que se vayan a entregar los derechos de los trabajadores”, comentó.

Por lo pronto, los representantes gremiales se encuentran a la espera para “conocer las leyes que pretenden aprobar” y “si son contra los trabajadores, nos movilizaremos porque una cosa es la modernización laboral y otra, como pretenden, una esclavitud moderna”.

Por último, aseguró que el peronismo debe “hacer un análisis muy profundo de lo que pasó, una autocrítica” pero manteniendo la unidad “más allá de quién conduzca”. “El voto fue con bronca y por eso necesitamos una autocrítica que incluya a los movimientos sociales”, indicó Moyano, quien aseguró que “hay gente que cumplió un ciclo”.

Deja un comentario